Revoltijo (47) – La puta ropa

La profunda relación de amor que siempre ha tenido la mayoría de gente con la ropa, es algo que siempre me ha superado. Cuanto más pienso en ello, más estúpido, superficial y sintomático de la sociedad superficial de mierda que hemos creado, me parece.
En mi familia siempre hemos sido lo que se llama Prácticos con el tema. Puede que en parte se deba a que a mi madre le importa un carajo el asunto (y ella es la mujer), y mi hermano, mi padre y yo sentimos por las prendas lo mismo que por un plato de arroz: el arroz alimenta, la prenda viste, y en invierno, abriga. Es decir, la ropa tiene una utilidad, y más allá de esa utilidad casi todo es paja, narcisismo en mayor o menor grado. Y todos sabemos que el Narcisismo estético gobierna en un porcentaje escalofriante la vida de muchas personas. Superficial es una palabra que se queda muy corta.
Esa Religión, pues, que es la ropa para mucha gente, a lo largo de mi vida siempre me ha ido trayendo anécdotas de las que tocan las pelotas: esos pequeños detalles que te joden la vida, al igual que los pequeños detalles positivos te la alegran. (Siempre me gusta recordar que los pequeños
detalles tocapelotas también existen.)
Mi desapego natural por la ropa y el calzado, llega al extremo de que cuando compro o apruebo la compra de una prenda que voy a llevar, el vistazo que le hecho siempre es muy vago, y lo único que realmente me importa es que no sea ni muy estrecha ni muy ancha. Esto provoca que muy a menudo no recuerde ni cuál es la marca de mis zapatillas, o qué mierda pone en la inscripción de mi camiseta oscura. Mi criterio, de alguna forma, siempre se ha basado en la falta de criterio, en pasar desapercibido, y en evitar en la medida de lo posible el convertirme en una persona que se sienta algo parecido a alegre dentro de un Zara.
Para muchas personas, de hecho, todo esto de los espejos es tan capital en sus vidas, que la mera actividad de la compra se convierte en una forma idónea de pasar una tarde. (Estas personas serían de las primeras en pasar a las duchas en mi Campo de Concentración; para evitarles más sufrimiento…).
La infancia (ya sabéis lo que dicen; la etapa más feliz…) fue particularmente asquerosa con todo esto. Porque de mayor puedes ir pasando y que les den, pero de crío te crees lo que te dicen, y el número de idiotas que te hablan es mucho mayor al número de padres propios que te hablan. Muchas de esas personas que te hicieron sentir como basura porque tus bambas no eran de marca o tu camiseta era promocional, al crecer… sí, incluso se han vuelto aún más gilipollas con esos temas. Lo superficial le ha ganado aún más terreno si cabe a los detalles que de verdad hacen a una persona Persona. Solo que antes se reían en tu puta cara, y ahora sacan el tema cuando das la vuelta a la esquina. Lo más irritante de todo, es que a mí particularmente siempre me importó tres carajos qué zapatillas o qué camiseta llevar; lo más irritante es que el falso problema venía de fuera, te lo fabricaban los demás, te lo metían en la cabeza, y, si con el tiempo no entendías que en realidad solo se trata de gente muy absurda, podías llegar a acabar siendo tan gilipollas como ellos. Debes luchar contra eso, debes evitar convertirte en un maniquí relleno de tripas del Zara.
Y si te va el Diseño y lo consideras una forma de arte, si crees que la ropa define la personalidad (ya sea para ser tú o falsearla o pasar por quien no eres), dirígete el ojo de Mordor solo hacia ti, y deja a los demás en paz.

PD: He mencionado un plato de arroz como analogía por pura inercia. Pero cuidado, el mundo de la Tontería Suprema podría estar llegando también al mundo de la cocina…

Tetas del día (modo ropa interior de playa)

Tetas del día (modo ropa interior de playa)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s